El Relevo

“¿Chata? ¿Dónde estás?” —preguntó el hombre mientras se desabrochaba el gabán. Al fondo de la casa, ella asomó tras una puerta“¡Ah!, estás ahí. ¿Qué tal el día? ¿Bien? Me alegro. Yo no puedo decir lo mismo. Ya sabes, la oficina. Cada día peor. No sé qué manía les ha entrado a todos con lo de la modernización. Parece como si ya nadie fuera al trabajo a lo que hay que ir: a trabajar. Ahora, que si la satisfacción del cliente, que si el producto final de calidad, que si el procedimiento, que si la imagen..., pero ¿y el trabajo? ¿Cómo van a salir bien todas...

Leer más: El Relevo

La Lotería

— Aunque no te lo creas, aquí donde me ves, querida, un día fui millonaria.Las dos mujeres caminaban cansinamente con su escueto equipaje camino del albergue donde intentarían cobijarse del intenso frío húmedo de la noche otoñal y hacerse con un plato de sopa y un aceptable lecho donde reposar sus gastados huesos, hartos ya de recorrer las calles.— Vamos, Petra ¿A quién quieres deslumbrar? Las dos sabemos lo que...

Leer más: La Lotería

La Tierra Prometida

Thomas Djambé sentía que estaba llegando al final del camino y el tiempo transcurrido le parecía una eternidad. Había decidido no continuar. Estaba cansado. Era como un anciano en un cuerpo de treinta años.Allí, acurrucado en un rincón de la sala, con su amuleto rozándole el pecho y la pistola a su lado, no sabía si sus sentimientos eran de miedo o de odio. Miedo al hombre rico, odio al hombre rico. Miedo al hombre blanco, odio...

Leer más: La Tierra Prometida

Abuelo

Hola, me llamo Andrés, ¿o era Gabriel?, tengo 123...años, pues hace 22 que perdí la cuenta y entonces tenía 101. Quizás debería morirme y no molestar más, pero me apetece contaros una historia. Nunca tuve ningún nieto al que contarselas por lo que vosotros me serviréis a la perfección.Era una vez yo, no mejor no. Erase una vez un joven muy apuesto y vigoroso se llamaba... mecachis, hace tan solo unos segundos me...

Leer más: Abuelo

Probablemente

Encerrada en su cuarto, estaba ella, durmiendo inocentemente en su cama, con su pelo enredado en la almohada y en las sábanas, sin pensar en aquella persona que estaba siendo asaltada a 2 calles de distancia, sin pensar en la bomba que cayó en Afganistán ese día, sin pensar en la viuda que lloraba amargamente ese día; y mucho menos, sin pensar que los hombres la codiciaban como un buen trofeo de feria. Ella sólo duerme...Momentos antes, en su...

Leer más: Probablemente

Todo a su tiempo

Sólo recuerdo, que esto pasó en aquel día de invierno, cuando yo, buscaba un regalo ideal para un amigo mío, era tiempo de Navidad y otras cosas, por lo que había mucha gente en tiendas, calles y donde quiera. Pasé mucho tiempo buscando el regalo ideal, pero ya que lo había encontrado y comprado, tenía que regresar, y ustedes saben lo que es eso: Empujones, canciones navideñas por todos lados, gritos de vendedores, lloriqueos de...

Leer más: Todo a su tiempo

Traición

El chispear no cesaba. El frío de la madrugada hacía que los presentes se escondieran dentro de sus abrigos cual si tuvieran miedo. Uno por uno, sin importar edad, iban en fila india embarcando, entregando a un señor de rostro arrugado y aire de marino, sus respectivos boletos. Cada uno se iba acomodando en la cubierta de aquel pequeño barco. Todo hubiera sido un completo silencio si no fuera por las gotas de lluvia. A una señal del posible cobrador, un...

Leer más: Traición

De qué están hechas las estrellas y por qué están colocadas así

...Un día un niño le preguntó a su abuela "¿ de qué están hechas las estrellas y por qué están colocadas de esa forma yEstela (del lat. aestuaria, de aestuarium, agitación de mar) s. f. 1. Señal que deja en el agua una embarcación o cualquier otro cuerpo en movimiento. 2. Rastro que deja tras sí un cuerpo luminoso en el firmamento. 3. P. ext., cualquier otra huella que deja un cuerpo en movimiento. 4...

Leer más: De qué están hechas las estrellas y por qué están colocadas así

Salto Number 5

3 TRISTES TIGRESCAPITULO I(EN EL FUTURO)*Alberto (alias Tico)Ahora somos eso, seres tristes, poniéndonos viejos, separados, no he vuelto a hablar con las muchachas, Carola sigue trabajando en el bufete, y Daniela sigue con su taller y su galería en Valencia, me hacen falta, mucha falta, igualmente si volvieran ya no seria lo mismo, con 10 años más, con muchos kilos más, con toneladas de nuevos complejos y preocupaciones, quien iba a pensarlo, Alberto, ya...

Leer más: Salto Number 5