EL COLUMPIO

Comenzó a mecerse en el columpio de otro corazón, y de pronto se cayó! 

Comentar