El juego y yo

Cuando hablo de juego no quiero decir deporte o divertimentos de un rato para pasar el tiempo o ejercitar el cuerpo. Me refiero a los juegos de azar, de esos donde se pierde el dinero casi siempre. Leí en una de mis lecturas desordenadas que un psicólogo afirmaba que el jugador adicto no juega para ganar sino para perder. Cuando leí esas palabras hace años me parecieron risibles y contradictorias porque ¿a quién no le gusta ganar? Con el paso del tiempo y centenares o miles de visitas a los casinos y otros sitios de apuestas que más adelante detallaré, comprobé el acierto de esta afirmación, claro que sí, el jugador compulsivo o ludópata, si lo...

Leer más: El juego y yo

El erudito en deportes

 Mientras observaba las competencias deportivas de los Juegos Deportivos Panamericanos en Guadalajara, mi memoria se devolvió en el tiempo unas tres décadas hasta encontrar a un amigo que tenía como tema recurrente los deportes y pensaba que se las sabía todas y las soltaba  alrededor de una mesa mientras compartíamos unas docenas de cervezas… y  lo dejábamos hablar porque entre más decía más se inspiraba para inventar hazañas y gestas deportivas del pasado, con personajes reales del...

Leer más: El erudito en deportes

La desmemoria del pueblo...

Con el agite de las elecciones me puse a pensar en ese dicho que dice “los pueblos que olvidan su pasado están condenados a repetirlo” o algo así, no estoy muy seguro que sean las palabras exactas pero como dice el Chapulín Colorado la idea es esa. No soy historiador y me atengo a mi memoria y a las lecturas que hice y hago…. Ah, se me olvidaba que los viejos de mi familia de ambos partidos tradicionales, se encargaban de refrescarme las ideas...

Leer más: La desmemoria del pueblo...

Yo loco loco... y ella loquita loquita

Los que nunca han estado dentro de un manicomio como pacientes piensan que entrar es muy fácil, que va lo fácil es entrar a la cárcel y ni eso porque a veces el juez es benigno y lo deja ir a uno con una amonestación y para entrar al nosocomio, o clínica psiquiátrica si lo prefieren, no es suficiente hacerse el loco, hay que estarlo de veras y que el médico psiquiatra diga que sí, que a uno le falla la mollera y que es indispensable...

Leer más: Yo loco loco... y ella loquita loquita

En la muerte de un viejo amigo

Para Luis Fernando Peña Hernández No sé porqué la vida se acaba tan pronto para algunas personas; en los últimos años me ha correspondido despedir muchos amigos, y este muchos es un decir porque son más de diez pero menos de veinte, para mí son muchos y no tengo el número exacto y no quiero ponerme a hacer cuentas en este momento en que me duele la partida de todos. Hace dos años por el mes de mayo le tocó el...

Leer más: En la muerte de un viejo amigo

Síndrome de Abstinencia

Yo quería escribir. Todas las mañanas me despertaba como si alguien me estuviera pisando el pecho. Sentía como un puño que me estrujaba fuerte la garganta y nada podía pasar por ahí. Atragantada, atorada. En el trabajo, la angustia de las palabras que me presionaban. En la calle, situaciones que se me atravesaban insistentemente para que yo hiciera algo, pero nada. Frases mal logradas, imágenes que me atormentaban pero no salían....

Leer más: Síndrome de Abstinencia

He de hablarte sin resentimiento

Los sentimientos hacen estragos en el hombre. Por su causa la felicidad es una ilusión. Contigo escasamente la rocé cuando creí alcanzarla. La inteligencia poco vale ante el afecto. Qué ironía  que la mente humana que se ufana de dominar el mundo, tenga menos control de sí misma que de la naturaleza ajena. El hombre, sin poder sobre sus sentimientos, es una brizna en el antojadizo vendaval  de las pasiones, un inepto para alcanzar la...

Leer más: He de hablarte sin resentimiento

Felicidad

Intentar comprender apenas un ápice de lo que eran tus pensamientos aquella noche. Embarcarme de lleno en la aventura de soñar con un mañana diferente, armonizar quizás esas notas sueltas, que pueden parecer fascinantes si las contemplas desde un lugar seguro, donde ninguna equivocación por pequeña que sea, parece existir.  Aquella mezcla entre fascinación y pánico, era lo que me daba el aliento para continuar sonriendo, ...

Leer más: Felicidad

Restricciones

...No sabía, ignoraba que este lugar existía & no, no vine persiguiendo la muerte, tan solo venía corriendo tras un sueño que nació como una esperanza y se transformó en mi condena. Tomó su tiempo, supo engañarme, la lentitud del proceso amarró alrededor de mis ojos una venda que evitó que notará como me desgarraba por dentro y que ignorara el hecho que de a pocos robaban mi alma, por cierto ¿y ella...

Leer más: Restricciones