Mi amor para cuando no esté

Cuantas veces sientes que mueres, no solo en tu cuerpo, mueres del alma, del corazón e  incluso de la razón... Cuantas veces morir nos permite nacer para el amor de los que amamos: MI AMOR PARA CUANDO NO ESTÉ.

Hoy les dejo mi amor, no en un pedazo de papel de regalo, no en las tonterías, las fotos que tomo a diario, ni en los videos donde me declaro loca por su amor. Les dejo mi amor para cuando ya no este, en este simple papel blanco, en estas palabras que suelo crear cuando todo esta callado. Les dejo mi amor irremediablemente blanco, lleno de defectos, lleno de regaños pero absolutamente claro. Les dejo mi amor puro y único, sincero y perfecto, con todos los reparos que tengan para él, aunque sin discusión un amor que se me sale del ama, me enorgullece y siendo mío, pertenece a ustedes. Les dejo todo de mí, ahora que no estoy.

Les dejo mis afanes, mi preocupación  por nada, mis caras largas, mi intangible deseo por oír que me aman. Les dejo mi soledad acompañándolos hoy, me voy con el vestido rojo de reina, guantes y corona. Me voy triste de dejarlo pero feliz de que estaré escoltando su vida desde ahora. Hoy me cuelo en sus vidas, los acompaño en sus decisiones, los bendigo a cada instante y los amo por montones. Mi amor para cuando no esté, será perfecto.

Ya nada importa, los gritos, regaños, locuras, desaciertos… ahora todo es perfecto porque solo recordaran de mí lo bueno. Yo me iré, solo les queda mi amor convertido en un fantasma constante que los acompaña en la noche, les anima en la mañana o alivia las cargas. Yo me iré porque el destino lo quiso, pero nunca dejare desprovisto este amor del mío, nunca permitiré escaparme de sus vida porque aún en la eternidad el corazón tiene acogida. Mi amor para cuando no este, tendrá nombre y apellido, será su mayor añoranza pero también su compañía. Esta nostalgia mía, es mía por no tenerlos, pero esta presencia es mía por la posibilidad de siempre estar a su lado. Mi amor no es solo terrenal, ahora es celestial y definitivamente real.

Comentar