Identificarse Registrar

Identificarse

Índice del artículo

Antes del matrimonio los padres de las hermanas las invitaron a pasar las ultimas vacaciones en familia, se fueron para Europa los cuatro muy contentos y además la madre había planeado comprarle muchas cosas a la novia quien todo lo estaba disfrutando y a medida que pasaba el tiempo se olvidaba más y más de lo que había pasado pues guardaba la esperanza de volver a intentarlo de nuevo una vez su unión se legalizara pero lo que nunca supo fue que él se prometió nunca mas intentarlo, no se sabe si fue por tanta culpa que sintió o porque simplemente el dolor interno que llevaba por esa perdida era tan grande que pensó nunca se iba a recuperar de el.

Por la soledad en que él creyó quedar por la ida de su prometida tuvo algunos inconvenientes con su familia y con algunos de sus amigos pero con fortaleza y mucha madurez a pesar de su edad limo toda aspereza con su gente volviéndose mas noble y acercándose mucho mas a su propia familia. El novio de ella se volvió el mejor amigo de él pues los dos se encontraron “solos” por un tiempo así que hablaban mucho salían al gimnasio juntos y compartían la mayor parte de sus momentos libres.

Una noche en la que salían del gimnasio decidieron ir a comer algo y dejar pasar las horas de alguna manera. Estando en un restaurante de la gran ciudad él no pudo guardar su secreto y se lo contó todo al novio de ella quien quedo plasmado en la silla sin poder decir ni una palabra. Lo único que medio se pudo escuchar fue “Esas cosas a cualquiera le pueden pasar”.

A la mañana siguiente el novio quien era un gran deportista y un trotador incansable, salio como era su rutina pero desafortunadamente el destino le tenía preparada su hora. Un vehículo que venía por la avenida por donde el trotaba perdió los frenos y lo arroyo arrebatándole su juventud y su fortaleza, “le quito la vida instantáneamente” fue el parte medico. 

Muy triste al recibir la noticia él salio a acompañar a la familia en su duelo y durante el funeral decidió que el secreto que ellos tenían nadie jamás lo iba a saber y que así quedaría, como un secreto. Nunca le contó a su prometida que el novio supo lo que a ellos les paso. El secreto quedo guardado parar siempre.

Cuando ella llego del viaje con su familia y se entero de lo que sucedió se desmorono como azúcar, la tristeza la invadió porque ni siquiera lo pudo acompañar en el funeral. La pena la embargo tanto que no se pudo recuperar y después de la boda de su hermana salió de misionera para el África donde hoy en día reside y está casada con un alemán a quien conoció y con quien tiene una hermosa niña. Pero ella nunca retorno a su país, los padres la han visitado un par de veces y están tranquilos de saber que ella esta bien.

La boda de la hermana fué pomposa flores por todos lados, regalos, amigos gente de muchas partes, se veían muy contentos y parecía que nada les hubiera pasado él algunas veces pensaba que tener su secreto lo unía un poco mas y que podían llegar muy pero muy lejos.

Paso el tiempo y las oportunidades económicas para él se le presentaban en otras ciudades, en la gran ciudad era todo muy competido y difícil de conseguir algún trabajo relevante que los dejara continuar con esa vida que desde el primer día llevaban, una vida de comodidad y elegancia de muy buena posición, pero al pasar del tiempo las preocupaciones por mantener el ritmo lo llevaron a aplicar a posiciones en diferentes lugares hasta que recibió una llamada para un trabajo bastante bueno en una ciudad lejana a la gran ciudad.

Como siempre acudieron al dialogo y lo analizaron detenidamente por un largo tiempo, a los dos meses llego de nuevo la llamada para definir la situación pues había mas candidatos para tomar dicha oportunidad. La decisión no se hizo esperar y definieron que él saliera por esa gran oportunidad y que su compañera con el tiempo cuando estuviera más acomodado se le uniría.

Todo empezó a cambiar, a pesar de hablar a diario vía telefónica él sentía que las cosas no eran iguales, algo debía estar pasando pues oía en la voz de su compañera algo que le era diferente, ya no se podía concentrar en su trabajo, a pesar de haber conseguido un gran apartamento en un muy buen lugar y de tener casi todo preparado para la llegada, siempre encontraba un pero y una excusa para no realizar el viaje que le había prometido.

Como pudo consiguió un permiso especial para desplazarse a la gran ciudad y encontrar la verdad, pero su compañera le dijo que en esos días iba a estar en la casa de sus padres que si quería conversar debería ser allá. El tiempo que logro fue muy corto, hizo un gran esfuerzo para conseguir tiquetes y llegar a la gran casona.

De nuevo sintió esa misma sensación de hace algunos años cuando fue a tocar el timbre sin saber que podría pasar. Al abrirse la puerta el pequeño perro empezó a ladrar y a dar vueltas y vueltas, el padre quien abrió con una gran sonrisa lo convidó a seguir muy amablemente.

Ya sentado en la sala conversando con el padre miraba desesperado para lado y lado esperando que en cualquier momento apareciera su compañera, pasaron muchos minutos hasta que por fin se oyeron pasos que venían desde la escalera principal de la gran casona. La primera en asomar fue la madre quien tenia una sonrisa amable en su rostro, detrás venia su compañera con el cabello recogido y a quien se le notaba algo de amargura en su rostro.

El padre esta vez fue quien ofreció un trago para tomar el cual aceptó sin mayor reparo. Se estaba hablando de cualquier cosa y él interrumpió esa vana conversación mirando a su compañera y diciendo que el tiempo para él era muy corto y que quería saber a que hora salían para el aeropuerto.

La mirada de su compañera se lo dijo todo pero el padre interrumpió pidiéndole que se quedara que realmente no era necesario que se sacrificaran saliendo a esa ciudad tan lejana para estar solos y desamparados, la madre también intervino diciendo que su niña había empezado la carrera de odontología en la universidad y que lo mejor era que se quedaran.

El padre volvió a interrumpir y mirándolo fijamente le propuso que le manejara parte de los negocios que tenía como la transportadora de carga y la hacienda principal. Además que podían vivir en el gran apartamento que ellos ya le habían regalado a su hija junto con el carro del año que ella quiso.

Grupos

Lo más leído

Están en línea

Hay 233 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver