Identificarse Registrar

Identificarse


Cae la tarde, cansada, lacrimosa
Sobre el reclinatorio del ocaso
Del silencio
Explota su caudal de resplandores
Entre nubes de adioses
Sin retorno
Con el pueril deseo de detenerse
Difuminarse y volver a renacer
Como telón de fondo al infinito
Al viento, los mares, las aves
Sin el temor enfermo, irreverente
de ahogarse entre el fulgor
de soledades
 
Cae la tarde y se revuelca
Entre el piar de crepúsculos
Sin alas
Y se sumerge en ese mar
Sin horizontes
Y sin aguas
Por favor comparta este artículo:
Pin It

 

email

¿Quiere compartir sus eventos, noticias, lanzamientos, concursos?

¿Quiere publicitar sus escritos?

¿Tiene sugerencias?

¡Escríbanos!

O envíe su mensaje por Facebook.

Están en línea

Hay 197 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver