Identificarse Registrar

Identificarse

Mientras me detengo en la línea hacia el pecado
pienso en lo que pudo ser más o menos correcto
en recordar sus palabras y luego decirme perdón:
merezco mis abrazos, aunque sienta por instantes
que ya casi me muero; me vuelvo a amar.

No juraré por nadie que esta vez ya no será,
dejo que el viento corra hacia donde quiera ir
rozando deseos de una tarde de agosto
que dejaré en paz, porque de amor
nadie se tiene que morir; no puede pasar.

*

Al coser todas las nubes de hoy martes frío
me regalo una promesa para sonreír más tarde
porque doy media vuelta y siempre me sobró llorar
por nada distinto, a la dulzura de un te quiero
dicho por un farsante, que me costó olvidar.

De antes susurros que me abrigaban los miedos
no queda ni la idea de lo que realmente sentía;
yo soñaré con una noche que me saque a bailar
al puerto, y descubrir del mar algo más
que sus orillas, como el mismo mar.

*

Vuelvo a querer lo que hay en mi mirada,
vuelvo a escapar de donde las palabras
prometen siempre abrazar, si alguien se va lejos,
olvidando las caricias hacia su cuerpo
que tanto soñé dar.

*

No espero a que una sonrisa me detenga,
no espero en la calle a ver si alguien se acerca
para oírme respirar, si quisiera lo que yo también quiero;
pero ya no quiero y hoy le diré al espejo
que ya no es mi mitad.

Por favor comparta este artículo:
Pin It

Bienvenido a la comunidad de escritores, poetas y artistas del mundo.

 

Aquí podrá darse a conocer, conocer a otros, leer, disfrutar, compartir, aprender, educarse, educar, soñar y vivir el mundo de fantasía que hay en todo artista.

 

¿Quién sabe? ¡A lo mejor también es uno!

Están en línea

Hay 232 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver