TIFON, ESTE SI ES BIEN RARO

 

Este dios es otro poco nombrado y está relacionado con los vientos fuertes como tornados, ciclones y huracanes, sobretodo estos últimos. Y, por supuesto, tiene padres que son Gea de la cual fue el último hijo, y Tártaro, el tenebroso dios de los infiernos (Hades es el principal, pero Tártaro es el sector de castigo). Este muchacho nació después de la guerra entre Zeus y sus secuaces contra Cronos y los titanes y para que Gea quedara embarazada recibió la ayuda de Afrodita, la diosa del amor, que recibe de nombre Venus entre los romanos. Como suele ocurrirme, al principio cuando escuché su nombre por primera vez, pensé que Tifón era un tifo muy grave, con tos, fiebre, diarrea y ganas de morirse.

Los historiadores lo describen como un gigante tan grande que podía alcanzar las estrellas; bastante exagerados sí o no? En las manos en vez de dedos tenía cabezas de dragón y por muchas partes de su cuerpo serpientes. Buen tema para los dibujantes de monstruos y películas de terror de ahora. Para completar poseía alas que batía para armar los tornados, mejor dicho un tipo de mal genio y que mejor era tenerlo a kilómetros.

Pues Tifón cuando ya creció y se sintió machito decidió vengarse de Zeus por haber derrotado a los Titanes, se las ingenió para encontrarlo y le arrancó los tendones, me parece muy raro pero eso dicen los relatos, para mí era más fácil quitarle las orejas o las pelotas pero eso dice la mitología y hay que creerle. El dios Hermes la ver vencido a su jefe Zeus recuperó los tendones y los acomodó de nuevo en el cuerpo de este. El gran dios del Olimpo buscó a Tifón y le buscó pelea y esta vez si ganó y lo encerró bajo el monte Etna. Supongo que de allí bajo a los reinos de Hades y se dedicó a torturar a los malos. No sé cómo ni cuándo pero este monstruo tuvo hijos con Equidna, una de las más feas del Olimpo y solo les nombro a Cerbero, La Hidra y la Esfinge, ¿Cómo la ven? Qué familia tan horrible.

 

Para terminar debo contarles que poseía una mirada de fuego con la que podía convertir en brasas al que se le atravesara, para colmo tenía la capacidad de vomitar fuego y lava como los volcanes y soplaba con tanta fuerza que así era la manera de crear los huracanes y hasta terremotos.  Se me ocurre, como suele suceder, que es el patrono de todos esos vientos huracanados que aparecen de pronto en el Mar Caribe y destruyen todo lo que encuentran a su paso

Comentar