Desaprender lo aprendido

 

 

¿Como puede ser que estemos en el 2017 y sigamos sufriendo lo mismo ? 

 

Lo escuché hoy por la calle, y me sentí inspirado a pesar que tanta verdad hay en ese razonamiento, como puede ser estemos en nuevos años y viviendo experiencia nuevas y todavía estemos haciendo las mismas cosas que hace un siglo, en realidad porque para volver a crecer hay que desaprender lo aprendido. 

 

Durante muchos años ardimos frases y palabras que se nos han ido grabando en nuestra mente inconsciente, esas palabras las escucha a de cientos de adultos y de los adultos para importantes para nosotros, nuestros padres. 

 

El gen de la mala educación se fue aprendiendo y hoy a pesar de hacer cientos de cosas para triunfar es tan difícil y más viviendo en países en desarrollo que un día están bien las cosas y mañana no. 

Quiero poner mi propia experiencia en el sentido más noble que alguien pueda alcanzar, en realidad desaprender es lo difícil, todavía hoy me encuentro con pensamientos derrotistas o como pensando que las cosas que me suceden no las merezco, no sé si te habrá ocurrido pero yo lo pienso al menos dos o tres veces por día, y siento muchas veces que si no estoy donde siempre quise estar es pura y exclusivamente por qué no puedo cambiar esos pensamientos.

 

El otro día aprendía sobre las opiniones de los demás y me di cuenta que las personas que nos rodean y que nos aconsejan ciertamente jamás han alcanzado el éxito para como guiarnos y aconsejarnos para que estemos en el camino correcto.

 

Pienso que alguien siempre tiene un punto de vista distinto al nuestro es por eso que la vida la tenemos que vivir de forma individual y automáticamente presente. 

Las opiniones determinan en cierta forma los pensamientos que tenemos todos los días, por ello es importante estar muy atentos a cómo le hablamos a nuestros hijos o como nos hablan a nosotros y cómo lo tomamos.

Siempre las frases o palabras que más nos impactan son aquellas que forman parte de nosotros mismos. Para explicarlo de una forma fácil te diría que cuando tengo una imagen de mí mismo que corresponde a lo que me terminan diciendo, estas son las palabras que terminan determinando lo que me influye. 

Por ejemplo si pienso que estoy excedido de peso y alguien me dice que me encuentro gordo, eso es lo que voy a terminar cayendo y afirmando en mi interior, pero si en el caso que alguien venga y me diga que soy un ignorante y mi auto imagen corresponde a una persona inteligente lo que me diga me va a traspasar y no tendrá ningún efecto sobre mí.

 

Somos el reflejo de nuestros pensamientos

 

Esto es una gran verdad porque sabemos que esto es así, lo podemos ver cuando almorzamos, cuando estamos frente a nuestro plato es el momento que vemos reflejado ( al menos para mí ) nuestros pensamientos más limitantes, si me encuentro con un plato de ensaladas seguramente mis pensamientos corresponden a una persona delgada, pero por el contrario si me encuentro con un plato de pastas es de seguro que mis pensamientos corresponden a una persona obesa, y para confirmar seguramente, solo tengo que verme en el espejo.

Esto también funciona con el dinero, cuando no estoy ganando lo suficiente para vivir como yo quiero , eso corresponde directamente a mis pensamientos más arraigados y genuinos, porque seguramente ( aunque no me di cuenta) mis pensamientos no son de abundancia, porque cuando pienso en abundancia, siempre pienso en cosas grandes, en grandes cantidades, y que alcanza y sobra para todos en un mundo ilimitado

 

¿ Como hago para desaprender ?

 

Quizás la clave de todo está, en descifrar y clasificar los pensamientos cuando los tengamos, no será una tarea fácil, ni mucho menos , porque siempre tendemos a auto complacernos y pensar que estamos bien y que eso no nos sucede a nosotros.

Aprender de a poco como en la escuela es una buena forma que al menos me ha funcionado a mí en muchas ocasiones, siempre pienso que para aprender una nueva afirmación o una nueva forma de ver las cosas es indispensable el hecho de comenzar en pequeño. 

No importa si hicimos una acción diminuta a lo largo del día, pero si es necesario entender que tenemos que hacerla , porque el día se nos va y cómo libres pasan los años y no estamos aprendiendo y mejorando sino que estamos siempre en el mismo lugar. 

Quisiera agregarte que me resulta tan fácil hacer una nueva meta, pero lo que no me resulta nada conveniente es el hecho de persistir en esa meta, que hablaremos más adelante.

Una vez leí un libro de conocimientos básico de economía doméstica, y me llamó la atención una idea del libro que hasta el día de hoy perdura en mi mente.

El conocimiento es dinero, la ignorancia es pobreza

 

No decía de esa forma, pero para explicarla de una forma fácil pienso que es muy conveniente saberlo, porque siempre que veo a la gente que menos tienen, esas personas que se conforman con vivir con lo mínimo y que además están acostumbrados a vivir en esos hogares paupérrimos y siempre están sufriendo la escasez de alimentos, pienso que ellos nunca se capacitan.

Nunca están leyendo un libro ni están tomando un curso, que hay muchos gratis en internet y de forma presencial, ellos solo se acostumbran a esa condición, y dejan que el destino juegue un papel preponderante en el sentido más atrás o de la persona, sabemos que es difícil la pobreza pero que nosotros la hemos vivido en primera persona , pero lo que esté haciendo en este presente determinará tu vida futura, así de sencillo y muchas personas no lo aprendieron a aplicar.

Cuando tengo un mal mes, lo mejor será en cambiar las cosas, si mi trabajo no me gusta hacer algo nuevo, puedo generar un nuevo ingreso, pensando en algo para vender, puedo salir y conocer gente nueva, mudarme de ciudad hacer algo que haga que la vida tenga muchas vidas dentro de una, porque de estar oferta volveremos a motivarnos y volver a tener la situación más conveniente para ser felices.

No se puede ser feliz con el estómago vacío, y eso es una gran verdad, no podemos pararnos y autosugestionarse y pensar que está todo bien cuando las cosas están mal, tenemos que tomar acción a pesar de las circunstancias porque tarde o temprano eso se va, y no encontramos en una nueva posición. 

Cuando se dice que la vida es una rueda, siempre se piensa que más allá de eso , hoy estamos arriba y mañana estamos abajo. Pero tenemos que ser conscientes que cuando menos preparados estemos más difícil será el futuro. 

Es como alguien que basa su felicidad en otra persona, si la persona le falla, seguramente se sentirá triste y tendrá que aprender que la felicidad la tenemos dentro, lo único que ocurre que cuando estamos enamorados ese sentimiento aflora en nosotros pero no es algo mágico.

Podemos estar bien y estar solo, solo tenemos que aflorar ese sentimiento para nosotros mismos, y pensar que la vida es muy larga para la gente que emprende cambios.

 

 

Fragmento de revolución mental el libro de Andrés Lacrosse

Comentar