Identificarse Registrar

Identificarse

Cierto día, me senté bajo las sombra de un enorme roble; al frente había un hombre que hablaba de su padre y del poder que ejercía en todos y de las maravillas que nos traería si lo seguíamos fervientemente.

Después de 2020 años vi a ese mismo hombre empalado en un asta y nada había cambiado....

Por favor comparta este artículo:
Pin It

 

email

¿Quiere compartir sus eventos, noticias, lanzamientos, concursos?

¿Quiere publicitar sus escritos?

¿Tiene sugerencias?

¡Escríbanos!

O envíe su mensaje por Facebook.

Están en línea

Hay 240 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver