Identificarse Registrar

Identificarse

Este es el resultado de tantas decisiones tomadas y por tomar, esto es lo que puede suceder cuando toda la vida estamos en espera de algo o de alguien, esto pasa cuando no has tenido un consejero, un líder, un amigo o simplemente un alguien quien te diga o te haya dicho que hacer en tu vida.
 
Esta es otra incertidumbre más sin poder contar sino con tus propios instintos, con tus propios impulsos o con tu propia experiencia. Estas ahí, de nuevo sentado y pensando en el que hacer, en tratar de solucionar una situación que si no es la más difícil de tu vida, parece ser la definitiva y la última.

Te estás de nuevo rompiendo la cabeza por querer un cambio y por querer que alguien esté bien, por querer que lo que hagas sea lo mejor para todo tu entorno, pero fácil no es; como siempre estas escondido en tus propios pensamientos, en tu propia balanza, en tus mismos miedos, en tu mismo tú, sin encontrar un porque hacer o un qué hay que hacer.

Nadie te ha dicho que hacer en esta vida, tus opciones las haz tomado a tu manera, ahora peor aún, no te tienes solamente a ti, tienes seres a tu lado que están al pendiente de algo que les puedas decir, de algo que decidas por ellas, de algo que puede ser o no un algo que ni tú mismo sabes que puede ser.

Los años pasan y la vida se sigue tornando llena de retos que ya con la juventud perdida se hacen mucho más difíciles de afrontar o de resolver, te sientes muy solo y a veces muy enfermo, desgatado y con ganas de correr a donde nadie te encuentre o simplemente a donde nadie te conozca.

Pero a la pregunta ¿Qué hacer? Esta vez no le tienes respuesta y más inútil y castrado te sientes en una vida que pasa y que no muestra una luz en un camino incierto y desierto. Pero ahora es diferente ya no eres ese muchacho que pensaste ser hace veintitantos años, ahora eres el hombre quien por tantas experiencias haz pasado, ahora eres el que por alguien la vida ha dado, el que aunque ha fracasado más veces ha triunfado, ahora estas en el dilema que puede ser el más grande en tu vida.

Serenidad y sabiduría es lo que quisieras tener en este momento, serenidad para pensar y sabiduría para decidir; ahora quisieras estar iluminado como lo has estado durante toda tu vida; ahora quisieras que este camino recorrido llegase a un destino lleno de alegría, lleno de esperanza y con ánimo para seguir luchando, ahora que vuelves a acudir a ti mismo es cuando quisieras adoptar la actitud adecuada para no fallar, para tomar una decisión correcta, para tener los pies puestos en el sitio en el que deben estar.

Serenidad que anhelas tener para pensar en tus viejos sin angustias, para poder digerir su vejez y asumirla de la mejor manera para que esta falta que en tu alma ellos hacen no te lleve a cometer errores fatales, sabiduría para llegar al momento en que la decisión que tomes sea la acertada.

Ahora tienes un ser a tu lado quien te lleva y te conduce a pensar más de lo que quisieras, más de lo que realmente normalmente debieras, ahora tu ángel no se puede sentir defraudado, ahora después de tanto sacrificio hecho y de tantas inclemencias haber pasado para que todo a ella se le haya dado en un país que aunque diferente en cultura, idioma, costumbre y todo lo demás, todo se lo ha dado y al que llegaste sin en esto haber pensado pues realmente la vida de su madre era la que quisiste haber salvado, ahora es por ella por la que está decisión tan crítica y difícil se ha tornado.

Un cambio a esta altura es muy complicado porque realmente a dónde quieres llegar hace mucho tiempo atrás pensaste pudo haber quedado, pero también a donde perteneces y de donde nunca jamás quisiste salir y porque donde estas nunca te has acostumbrado. Un cambio es una idea que te está agobiando y la cual no te deja ni un segundo en ella estar pensando.

Pero si se llegara este cambio a dar un luchador incansable tendrás que demostrar que eres y que nunca nada te ha anulado.

La esperanza si así la quieres llamar nunca se tiene que apagar y si el cambio que estás pensando crees te traerá la tranquilidad de tu vida terminar, te animo a que lo hagas sin mucho más pensar, tu ángel te entenderá porque ella sabe que donde ella esté tú vas a estar y lo único en que tienes que pensar es en asegurar una economía natural, tu vivienda y tu comida, en ello tienes que pensar, el ser rico tu sabes que lo tienes por naturaleza, pues eres bueno y tu corazón no tiene el odio ni la codicia porque esas si te pueden acabar, sabes que eres rico y grande, así que cualquier paso que vayas a dar, estoy seguro que esta vida que tienes y tú misma fe te van a iluminar.

Ben
Por favor comparta este artículo:
Pin It

Bienvenido a la comunidad de escritores, poetas y artistas del mundo.

 

Aquí podrá darse a conocer, conocer a otros, leer, disfrutar, compartir, aprender, educarse, educar, soñar y vivir el mundo de fantasía que hay en todo artista.

 

¿Quién sabe? ¡A lo mejor también es uno!

Lo más leído

Están en línea

Hay 266 invitados y un miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver