Identificarse Registrar

Identificarse

Muchos creen que es una virtud, yo, simplemente lo veo como mi bella enfermedad mental.

 

Mi facilidad de poder expresar sentimientos sin siquiera poder sentirlos, ha sido algo que lleva conmigo desde hace un tiempo, no sé cuando comenzó, puede que jamás llegue a terminar, no estoy seguro de que suceda después, pero mientras tanto os cuento mi bella y dolorosa verdad.

 

La razón de mi cualidad, la cual todos suelen llamar, fue a causa del dolor, ese dolor por el cual yo pasé, un dolor que se volvía pasajero, que se volvía momentáneo, tal vez era eterno, tal vez, simplemente, tal vez ya era normal.

 

Las heridas eran permanentes, las cicatrices eran invisibles, el dolor era intenso, mas mis reacciones eran vacías, tal vez nunca lo grité, y tal vez nunca destrocé paredes con las ondas que salían de mi boca, pero lo hacía mediante el lápiz y el papel.

 

Todo aquello que un día callé, se ve reflejado en las líneas que hoy en día escribo, realmente no lo afirmo, simplemente así lo siento, que inconscientemente después de haber estado escribiendo durante todo este tiempo, si hay una razón y un motivo el cual me hace continuar a hacerlo, tal vez con más intensidad, tal vez más frecuente y con más dolor en ello.

 

La gente pasa, lee y agradece lo que tal vez, por dentro, me hizo, me hace y me hará llorar, tal vez alguna experiencia pasada, tal vez un presente el cual vivo, tal vez un futuro que me espera.

 

Tal vez creas que es mi virtud, tal vez creas que es un bello dibujo, el cual ignoras saber que la pintura es sangre y lágrimas del propio autor.

 

Es una enfermedad, mi verdad, es mi realidad, es algo que se podría decir que es parte de mi vida, solo que, en realidad lo es, es mi vida, la cual me toco vivir, la cual llevo y seguiré arrastrando por el paso de los años, es mi condena, la cual me seguirá hasta el día que deje de estar de pie.

Por favor comparta este artículo:
Pin It

Bienvenido a la comunidad de escritores, poetas y artistas del mundo.

 

Aquí podrá darse a conocer, conocer a otros, leer, disfrutar, compartir, aprender, educarse, educar, soñar y vivir el mundo de fantasía que hay en todo artista.

 

¿Quién sabe? ¡A lo mejor también es uno!

Están en línea

Hay 424 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver