Identificarse Registrar

Identificarse

Bésame,
hasta absorber el sabor amargo
que tus perversos besos en mi boca  van dejando.
Bésame sin pausas ni caricias
hasta sentir el fuego de tu malicia.

Bésame con odio y con desquite
hasta ahogar el grito de deleite
que en tu pecho  temeroso se resiste.

Bésame... una y otra vez,
con todo el mal que te provoco,
hasta que caigas en la trampa de tu odio...
poco a poco.

N. O., 1982.

Por favor comparta este artículo:
Pin It

Grupos

Abierto
7 Usuarios
Aprobación
5 Usuarios

Están en línea

Hay 389 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver