Identificarse Registrar

Identificarse

El mendigo leproso y sifilítico, por razones inexplicables de la vida, consiguió una amante joven, hermosa, intelectual y millonaria.

Una noche la bella, en medio del llanto, le juró que lo amaba sin ninguna condición y el desgraciado no le creyó.

 

Por favor comparta este artículo:
Pin It

 

email

¿Quiere compartir sus eventos, noticias, lanzamientos, concursos?

¿Quiere publicitar sus escritos?

¿Tiene sugerencias?

¡Escríbanos!

O envíe su mensaje por Facebook.

Están en línea

Hay 199 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver