Identificarse Registrar

Identificarse

Salió del túnel de refugio antibombas, en medio de nubes de polvo y densa fumarrolas.

Un olor a metralla y azufre hacia todo irrespirable.

Cuandio dio los primeros pasos; escuchó una voz moribunda que le dijo: No abras los ojos! ...

Y se quedó allí eternamente.

Por favor comparta este artículo:
Pin It

 

email

¿Quiere compartir sus eventos, noticias, lanzamientos, concursos?

¿Quiere publicitar sus escritos?

¿Tiene sugerencias?

¡Escríbanos!

O envíe su mensaje por Facebook.

Están en línea

Hay 574 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver