Identificarse Registrar

Identificarse

El equilibrio es constante y su sombra también,
Son tan fieles centinelas que aquí o allá...
Es implacable la desesperación que jadea
El aroma tentador  delicioso de sus sienes e
Inquebrantable estupor de su sudor embriagante
Descendiendo de su súbito cuerpo divino.
 
Jamás me atrevería ser Lazarillo, ladrón del vino
Producido de su boca enardeciente o fingir ser
Segismundo que encuentra una Estrella y vivir de
Sueños el mundo cuando entre dudas sólo por
Dudar “descarten” ese sueño por caerme de la
Barca al sumergirme en su piel.
 
Exasperante se hace su mirada cada vez que de
Sus párpados levantados son Leonidas del mismo
Cielo las que se fugan en los míos y se convierte una
Hipnosis cada recuerdo y mis pulsiones hacia ella
Es producto del deseo y el arrebato del líbido
Acumulado en mis neuronas que da origen al desvarío.
Por favor comparta este artículo:
Pin It

 

email

¿Quiere compartir sus eventos, noticias, lanzamientos, concursos?

¿Quiere publicitar sus escritos?

¿Tiene sugerencias?

¡Escríbanos!

O envíe su mensaje por Facebook.

Están en línea

Hay 216 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver