Identificarse Registrar

Identificarse

Desde aquella habitación vociferan, graves, agudas, risas, llantos, rugidos, suspiros, hermosas composiciones de voces y palabras.

Al mirar por la herida de la puerta, postrada en la cama se encuentra, envuelta en sus telares de seguridad y olvido, la mirada fija en la gran lámpara vociferante.

Sus ojos perdidos en el abismo de la luz, la existencia de sus párpados se vuelve nula, respiración monótona y tenue, amputada de brazos y piernas, ocasionalmente se diferencia de un cadáver.

-Ja, jaa -dice sonriendo.

Por favor comparta este artículo:
Pin It

 

email

¿Quiere compartir sus eventos, noticias, lanzamientos, concursos?

¿Quiere publicitar sus escritos?

¿Tiene sugerencias?

¡Escríbanos!

O envíe su mensaje por Facebook.

Están en línea

Hay 205 invitados y ningún miembro en línea

Concursos

Sin eventos

Eventos

Sin eventos
Volver